Ir al cine en Madrid es el doble de caro que en Venezuela o Colombia

Mientras aún nos despedimos del gran Manuel Alexandre, volvemos a las andadas con noticias tristes y que no animan mucho, la verdad: los precios desorbitados para ir al cine, de los que ya hablé hace meses, especialmente en ciudades como Madrid.

20MINUTOS publica, según información recogida de Europa Press, que Madrid es la tercera ciudad donde es más caro ir al cine,  por detrás de Londres y Miami, según ha investigado la publicación Mercado de Dinero. Para dicho estudio, ver una película en la capital española es el doble de caro que en Venezuela y Colombia. Una tarde de cine en Madrid, con palomitas y refrescos, cuesta unos 12,50 euros un día laborable, 12,80 un fin de semana y 10,70 el día del espectador.

Si bien es cierto que este estudio solo recoge estas cinco ciudades y no se centra en precios a nivel mundial, eso no evita que los indicadores sean alarmantes: en Madrid para muchos es caro acudir a las salas para los sueldos que hay. ¿Qué solución hay? Elegir bien la película y la sala, siempre que se pueda. Ir al cine se está convirtiendo en un privilegio y eso no me gusta… aunque hay gente que no va al cine y se gasta el dinero en otras cosas más absurdas, no nos engañemos.

Para evitar suspicacias de lectores. Esto lo dice alguien que acude a algunos pases de prensa (es cierto, por trabajo) pero también es usuario de las salas de cine pagando. La última hace bien poco, en los cines Renoir Cuatro Caminos (8 euros cada entrada), para ver Conocerás al hombre de tus sueños, de Woody Allen.

9 pensamientos en “Ir al cine en Madrid es el doble de caro que en Venezuela o Colombia

  1. Atrás quedaron los tiempos como los de mi abuela, en los que estando en una situación muchísimo más precaria, tenía la costumbre de irse al cine casi todas las noches en verano, como muchas otras personas. Impensable hoy día.

  2. Pues fíjate, yo pensaba que venir a Madrid al cine desde Venezuela o Colombia era más caro… El chiste malo de los lunes, lo siento, te ha tocado a ti (que sí, que es jueves, pero en Zaragoza es lunes…).
    Abrazos.

  3. De Miami no puedo opinar, pero es verdad que en Londres el precio es desorbitado, y en Berlin tambien, mas que en Madrid. El cine es ya tan caro que casi ni se nota cuando vas el dia del espectador. Con truquillos se puede ir tirando (hacerse con descuentos, no comprar en los cines la bebida y la comida…), aunque es cierto que aun asi mucha gente, si puede ahorrarse el dinero, preferira no ir. Y asi el cine, que deberia ser para todo el mundo, como dices se va a convertir en un lujo destinado a unos pocos. Pero como bien has señalado, yo prefiero no gastarme el dinero en otras chorradas y seguir yendo…

  4. Totalmente de acuerdo con que el cine es un atraco a mano armada, y aunque también es cierto que a veces nos gastamos más dinero en chorradas, deberían ajustar un poco más los precios a la realidad, así no hay quién vaya. Me acuerdo de pequeña que con 300 pesetas ibas al cine, y claro así yo iba todas las semanas, seguí con esa costumbre durante la Universidad, yendo el día del espectador, y continué con ella, hasta que, ha subido tanto el precio que voy sólo cuando una peli me llama muchísimo la atención. Ah, y claro, sin complementos de ningún tipo, ni palomitas ni refresco, a palo seco 🙂

    • Yo de pequeño iba por 100 pesetas (sesión matinal domingos a las 12 horas) y por 300 pesetas (sesión vespertina, sábados o domingos por la tarde).

      Qué tiempos y qué de películas memorables me tragué en los 80 y 90…

      • He puesto 300 pesetas por poner, que no me acuerdo exactamente de cuánto era, pero una miseria seguro, porque la tarde daba para cine y luego tertulia (ja ja bueno, entonces no era exactamente tertulia) y una coca-cola, además de las palomitas del cine, yo recuerdo que gastaba muy poco, vamos, nada. Ahora cuando voy al cine hay siempre atraco de por medio. Ah, q no siempre he vivido en Madrid, de peque también vivía en provincias, así que puede ser lo de las 100 pesetas que decíais 🙂

  5. Para mí es difícil de justificar el nivel de precio que actualmente tiene el cine y más como proyección en pantalla que es, sin actores en carne y hueso, y con el riesgo (ya mecionado) de que te topes con un truño (por eso cada vez son más importantes páginas de recomendación con ésta). Un aliciente podría ser que el asistir al cine te diera derecho a tener una copia online de la película. Alguna iniciativa de fidelización y gratificación del asistente sería de agradecer, ahora que muchas personas se conforman con ver copias insufribles por internet desde su casa.

    Saludos!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s