‘De óxido y hueso’, de Jacques Audiard

Tras la espectacular Un profeta, el realizador Jacques Audiard presenta De óxido y hueso, un thriller con drama intenso sobre dos personajes que entrecruzan sus vidas, a cual más miserable y destruida… Marion Cotillard en una excelente interpretación, a la altura del Oscar que recibió por el biopic de Edith Piaf en La Vie en Rose y el descubrimiento de un actor con talento: Matthias Schoenaerts.

Imperdible. Se estrena este viernes 14 de diciembre en España.

Mi crítica saldrá en unas semanas en la REVISTA GEO, en la sección de cine, como viene siendo habitual.

Crítica de ‘Contagio’: Soderbergh consigue un sólido filme sobre la extensión de un virus mortal

Hoy viernes 14 de octubre llega a la cartelera española la interesante última propuesta de Steven Soderbergh (Traffic, Ocean’s Eleven…), titulada Contagio. Gracias a una atmósfera adecuada, donde un potente virus se propaga extrañamente a nivel mundial, vemos desfilar en un filme coral a actores de primera talla internacional como Matt Damon (El indomable Will Hunting, El talento de Mr. Ripley, Invictus), Kate Winslet (Revolutionary Road, El Lector), Jude Law (Closer, La Huella, Sherlock Holmes), Gwyneth Paltrow (Seven, Two Lovers) Marion Cotillard (Midnight in Paris, La Vie en Rose) y Laurence Fishburne (The Matrix, Mystic River).

Sin embargo, para no llamar a equívocos, hay que añadir que a pesar de este reparto, el verdadero protagonista de Contagio no es ninguno de ellos de modo individual, y me atrevería a decir que ni siquiera todos en bloque. El líder de toda la tensión es el virus invisible que se extiende y que Soderbergh filma con habilidad a través de los ojos del resto. La situación para cada uno es distinta y el público no se identificará 100% con ninguno pero tampoco se aburrirá viendo sus vicisitudes. Jude Law y Kate Winslet son quizá los personajes más desdibujados y Damon y Fisburne a los que más atención se les dedica.

Contagio es, sobre todo, una propuesta sólida y efectiva con los alardes justos. Huye de las comparaciones con otras cintas del género que se vuelven interminables y confusas. Aquí el único pero es algún tramo denso que pueda desviarnos un poco de la historia, pero no sucede más que puntualmente. El plano (flashback) final también puede ser innecesario. Pero poco más se le puede achacar.

Que nadie malinterprete con esto que es la “maravilla del año” (creo que le falta algún pequeño peldaño)  pero sí es una película muy solvente y quizá de las mejores que se han rodado en bastantes años sobre catástrofes de un modo cercano al realismo y condensando al mismo tiempo entretenimiento e interés sin artificios exagerados. Bien por Soderbergh y más cuando llevábamos semanas sin ver algo internacional y comercialmente tan notorio… (salvo La Deuda).

Crítica: ‘Inception’ (‘Origen’), densidad y confusión de calidad (post recuperado de PASIÓN POR EL CINE)

*Tras la desaparición de la web PASIÓN POR EL CINE, se perdieron todos los contenidos allí existentes. Había colgados centenares de post sobre noticias, críticas, etc… Voy a ir recuperando SOLO PUNTUALMENTE, según peticiones de lectores o si la actualidad lo requiere, algunas de las críticas más destacadas de aquel blog. Aquí va la de INCEPTION (ORIGEN), que fue una de las más comentadas y esperadas por aquel entonces (agosto 2010). Todos a revisionarla en DVD o Blu-Ray.

‘Inception’ (‘Origen’), densidad y confusión de calidad

Decía Sigmund Freud en su aclamada obra La interpretación de los sueños que todo lo que la mente percibe mientras dormimos tiene un significado “per se” y todo lo que uno sueña posee una simbología determinada que puede racionalizarse o explicarse. Del mismo modo, Christopher Nolan ha querido sumergirse con Origen (Inception) en un proyecto cargado de simbología mental y aborda el mundo del subconsciente, justo cuando todos esperaban que siguiera el éxito continuista de The Dark Knight (2008).

Origen, que se estrena hoy 6 de agosto en España, parte como apuesta fidedigna de un cine de entrega misteriosa y oculta que conjuga calidad y acción, a través de ideas como que la arquitectura de los sueños y la mente puede ser manipulada por unos pocos elegidos.

Pues bien, Nolan, en proceso ascendente desde la extraordinaria Memento, ha ideado una película enmarañada, compleja y predominantemente densa. Ahí es donde podemos atisbar un primer pequeño handicap de la cinta.  El director exige a unas audiencias generalistas una más que mínima atención a todo lo que sucede, a casi todas las frases que se pronuncian, a cada plano y detalle que muestra. Lo que deberían ser virtudes se tornan variables extrañas ante una espectacularidad de escenas y un virtuosismo patente, que se funden con la confusión. Origen es enrevesada en su concepto y preciosista en su forma. Nolan demuestra maestría en cada secuencia, especialmente las de acción, siendo claramente uno de los realizadores contemporáneos con más talento y con ínfulas de convertirse en clásico de nueva generación.


Afortunadamente, Origen es un viaje y también un divertimento para los sentidos. Se sacrifica profundidad en los personajes secundarios (correctos Ken Watanabe,  Joseph Gordon-Levitt,  Marion Cotillard y  Ellen Page) en pos de un todo mayor: el espectáculo, entendido éste no como mero artificio, sino como elemento para llegar a un todo compacto. La historia, no por enrevesada, es menos interesante, pero conlleva el riesgo de que muchos no se apunten a seguirla y abandonen a las primeras de cambio. Recomiendo que no lo hagan, porque en Origen se entremezclan con sutileza pasajes de espionaje -vienen a la cabeza a ráfagas el Munich de Spielberg y el talento inconfundible de los buenos Scorsese o Coppola-. De Scorsese tiene  también algo de Shutter Island, y no solo me refiero a DiCaprio.

La película no es “lo nunca visto en cine” que se prometía ante un enorme secretismo pero sí lo suficientemente magnética para atrapar. Origen es cine del que te hace volver a amar la gran pantalla y es la película del verano (con el permiso de Toy Story 3) y una de las que más dará que hablar en todo el 2010. Huele a que en los Oscar le darán bola… y algo rascará porque DiCaprio ya lo merece.

Lo mejor: DiCaprio, que sigue creciendo como actor, y la espectacularidad que rodea todo. Una cinta de nivel notable alto.

Lo peor: La concepción de la historia es demasiado densa y no apta para un público demasiado cómodo. El papel de Michael Caine es muy testimonial.

Texto: Alberto Quintanilla (06.08.2010)
Cartel y fotos: Warner

Crítica de ‘Midnight in Paris’, vuelve el mejor Woody Allen desde ‘Match Point’

Aparte de una película por año, pocas cosas más podemos pedir a Woody Allen. Algunos no paran de achacarle que es repetitivo, que innova poco en sus tramas o que se ha quedado estancado hace años pero pedirle que trate de mostrar cosas originales o argumentos novedosos con periodicidad anual sería casi un oprobio.

Curiosamente, con Midnight in Paris, que ha inaugurado con éxito y aplausos el Festival de Cannes y que se estrena mañana viernes en España, Allen consigue una de las mejores películas de su etapa más reciente (la mejor con diferencia junto a Match Point y Si la cosa funciona -links a las críticas-, aunque ésta última era algo más irregular). Al igual que hiciera en la última mencionada, donde Larry David era el alter ego del propio realizador neoyorquino, Allen utiliza ahora a Owen Wilson como trasunto de sí mismo.

Wilson merece alabanzas por su notable interpretación, alejándose de la mediocridad que poblaba su filmografía hasta ahora, donde estaba encasillado en comedias de desigual acierto. Aquí interpreta a Gil, un guionista de Hollywood hastiado de su trabajo y aspirante a escritor, que disfruta en París de unas vacaciones junto a Inez, su novia y futura mujer (Rachel Mc Adams) y sus conservadores suegros. Mientras ella está deseando regresar a Malibú e instalarse allí, él sigue soñando con ser un bohemio y quedarse instalado en la ciudad del amor para escribir novelas y alejarse de su vida gris en EE.UU.

Como le ocurre a mucha gente en la vida real, Gil opta por refugiarse en sus sueños, pensando continuamente en la Francia de los años 20, en la que le hubiera encantado vivir. Una noche la casualidad le permite verse teletransportado, como en el cuento de Cenicienta, a ese mundo ansiado, que le proporcionará alegrías y al espectador gran diversión. Así, podrá vivir realmente como soñaba y conocer en persona a escritores, cineastas, pintores… todos ellos genios que hicieron historia. Además, se enamorará de Adriana (Marion Cotillard), quien fuera amante de Picasso. Por la pantalla desfilan personajes tan diversos y variopintos como Hemingway, Pablo Ruiz Picasso, Gertrude Stein (Kathy Bates), Salvador Dalí (Adrien Brody), el matrimonio Scott Fitzgerald, Cole Porter, Toulouse-Lautrec, Belmonte, Luis Buñuel, Man Ray, etc…

¿Qué ofrece el bueno de Woody en esta ocasión? Ni más ni menos que una divertida comedia romántica con reminiscencias de los mejores chistes del Allen de épocas gloriosas y una narración impecablemente tratada, que no decae en ningún momento y hace disfrutar a todo aquel que tenga algo de inquietudes culturales.

El guión de Allen se plaga de humor inteligente, manteniendo interés en los “dos mundos dimensionales” y nos deja una moraleja estupenda, como casi siempre: nos aferramos a épocas pasadas y soñamos con nostalgias y tiempos no vividos desechando un presente al que no prestamos la atención necesaria por cobardía u otros motivos. Sin embargo, Allen deja un poso optimista y nos anima a reconocer que somos inconformistas pero podemos intentar “aprovechar el ahora” aunque la vida sea insatisfactoria. Woody Allen pergeña un filme fresco, sin costuras ni complejos, animado y sobre todo mucho más completo que lo último que venía ofreciendo desde hace años. Estamos de enhorabuena. Ojalá dure el ingenio del maestro mucho tiempo.

LO MEJOR: Aporta un buen puñado de cameos mediáticos que cumplen: Adrien Brody, Carla Bruni, Kathy Bates… junto a un triángulo protagonista de alto nivel (el citado Owen Wilson, Rachel McAdams y Marion Cotillard).

LO PEOR:  Hay un trasluz de cierto conformismo en Allen. Prefiere no arriesgar pero no lo necesita.

Altas expectativas ante ‘Inception’ (‘Origen’), tráilers y 36 páginas de adelanto del comic, de regalo

Va a ser uno de los estrenos del verano en todo el mundo. Inception llega el viernes a los cines de EEUU precedida de una enorme expectación. La última cinta de Christopher Nolan promete intriga, acción, amor, misterios y tramas extrañas…

¿Será su éxito superior al que ya logró con The Dark Knight? Es difícil pero todo es posible. A España llega el 6 de agosto de la mano de Warner y no se llamará Inception, sino Origen.

Leonardo DiCaprio, Marion Cotillard, Ken Watanabe, Cillian Murphy y cerca de 200 millones de dólares de presupuesto. No hay mucho más que añadir.

Ya se ofrece en algunos sites, como adelanto promocional, una parte del comic basado en la película (ambos tienen muy buena pinta). Juzguen ustedes mismos. Dejo también un par de tráilers (hay más por la Red pero mejor dejar algo de misterio).

DESCARGA O LEE ONLINE UN ADELANTO DEL COMIC de INCEPTION (ORIGEN)

Tráiler oficial en HD

Tráiler 2