Crítica de ‘Perdida’: Fincher se torna artesano eficaz ante una compleja novela

IMPORTANTE: Esta crítica NO contiene Spoilers.

 

Quién le iba a decir a la escritora Gillian Flynn que su novela se iba a convertir en un hito, respetada y valorada por crítica y público, vendiendo millones de ejemplares (sí, millones). Vamos, en todo un ‘best seller’. El éxito de la obra fue total desde casi su lanzamiento y se publicó alrededor del mundo, siendo el thriller psicológico más comentado en los últimos tiempos. Seguro que mucho menos se imaginaría Flynn que de su historia imaginaria se haría una adaptación cinematográfica que, para más inri, iba a ser dirigida por el alabado David Fincher.

Porque Fincher es hoy día para muchos uno de los referentes de la cinematografía de Hollywood. Quien fuera artífice de obras con gran capacidad visual (Se7en, El Club de la Lucha, The Game) abandona el frenetismo de esos films y se torna mucho más pausado, efectivo y tranquilo. Porque Perdida está más cerca de otras de sus obras como Zodiac, La Red Social o Millenium, la última película hasta la fecha del cineasta y donde ya se apreciaba su capacidad para adaptar obras literarias de éxito.

Al igual que hiciera con la citada novela del desaparecido Stieg Larsson, aquí Fincher toma el texto original de Gyllian Flynn (que ha participado como guionista del film) y lo lleva fielmente a imágenes a la gran pantalla. Y el reto no era simple precisamente. El libro está estructurado en varios capítulos alternos (él, ella, él, ella…) y con notas que reflejan pensamientos, escritas a modo de diario en muchas ocasiones, que son complejas de unir narrativamente para que no aburra el desarrollo.

GoneGirlFincer

Perdida es una cinta efectiva en la que el cineasta se torna artesano, al servicio de la historia, y abandonando la creatividad, porque realmente no necesita ser demasiado creativo. No veremos a un Fincher con huella propia pero sí una sólida película que, como decía, adapta con bastante fidelidad la celebrada novela de Gillian Flynn. Así, que nadie espere grandes florituras o planos asombrosos. Todo funciona y es eficaz al cien por cien pero sin persecuciones o secuencias que contengan acción para el recuerdo.

Tensión constante, giros sorprendentes

Flynn consigue en la novela mantener la tensión y los giros sorprendentes en 568 páginas. Fincher logra lo mismo en los 150 minutos de metraje. El libro y la película son muy similares. En ambos existe una velada crítica al tratamiento del sensacionalismo que se da en los medios de comunicación ante sucesos relacionados con desapariciones escabrosas. El film omite, eso sí, algún punto oscuro y frívolo que sí está más presente en la novela. Además, hay secundarios con mucha más importancia en el libro, empezando por los investigadores del suceso y siguiendo con el padre de Nick, uno de los protagonistas.

gone_girl_2

Un reparto de altura

El reparto ha sido muy bien elegido. Rosamund Pike dará el salto a todos los medios gracias al papel de la desaparecida Amy, protagonista femenina de la cinta. Pike realiza una interpretación espléndida en su dupla de mujer atormentada pero peligrosa, guapa pero imprevisible… y dejémoslo ahí. El siempre controvertido Ben Affleck, mucho más valorado por sus labores artísticas bajo la dirección que como intérprete (Argo, The Town) es Nick, el partenaire de la actriz, principal sospechoso de haberla matado cuando ésta desaparece. Y a tenor del resultado y las circunstancias, no está nada mal en su papel.

Neil Patrick Harris es uno de los intérpretes de reparto que más peso mantiene (por la importancia de su personaje en la historia) y cambia de registro para lo que nos tiene acostumbrados (serie Cómo conocí a vuestra madre, Spring Breakers, Los Pitufos 2). Completan el reparto otros secundarios competentes como Tyler Perry, Missi Pyle, Kim Dickens, Patrick Fugit y Emily Ratajkowski. Todos están bastante bien. También está lograda la fotografía, sin saturar ni destacar a lo grande y acompaña perfectamente la música de Trent Reznor y Atticus Ross. 

Perdida es una buena película que solo tiene un problema: Haberse leído la novela te aleja de las sorpresas. Así pues, uno debe decidir si quiere ser sorprendido como espectador o como lector y hacer una cosa antes que la otra. Yo, recomiendo haber leído primero el libro. Ambos son idénticos en planteamiento y desarrollo. Si ves la película quizá no te queden ganas de leer la novela pero si lo haces al revés podrás disfrutar de ambas.

Alberto Quintanilla

rosamundpike

BSO de ‘Perdida’, de David Fincher

Para calentar el ambiente, ya que quedan solo dos días para el estreno de Perdida (David Fincher), dejo un par de temas musicales de la película. A buen seguro, el film va a dar que hablar. Mañana cuelgo la crítica pero de momento, este es el aperitivo musical y recuerden que aquí tienen el tráiler y un capítulo de la novela en PDF.

La BSO la han creado Trent Reznor y su colaborador Atticus Ross. Cuanto menos, inquietante.